Skip to content Skip to footer

5 razones sorprendentes por las que deberías evitar comprar un coche negro

Introducción

Si estás pensando en comprarte un coche nuevo, puede que tengas en mente muchas opciones de colores, uno de los más comunes es el coche negro. Sin embargo, hay motivos por los que deberías evitar el negro como opción.

Los coches negros se calientan más

Cada color atrae y refleja el sol de manera diferente. El negro absorbe más calor, lo que significa que te sentirás más caliente en un coche negro durante los días de verano. Es posible que necesites usar más el aire acondicionado o bajar las ventanas para mantener el frescor en el coche.

Es más difícil mantener un coche negro limpio

Además del calor, el negro muestra mucho más la suciedad y los rayones que otros colores. Si no lo limpias con frecuencia, tu coche negro comenzará a verse descuidado.

Cuidado al lavarlo

Incluso al lavarlo, podrías empeorar las cosas si no usas el método correcto. Un lavado descuidado podría arañar la superficie, dejando marcas visibles. Si lo llevas a un lavado automático, asegúrate de verificar que los cepillos sean suaves.

Es menos seguro en ciertas circunstancias

Un coche negro es menos visible en circunstancias como la oscuridad y la lluvia. Esto se debe a que el negro no refleja la luz tan bien como otros colores, lo que hace que sea más difícil ver las dimensiones del coche. También puede ser difícil de ver en un estacionamiento ocupado.

Cuidado con el seguro del coche negro

Por último, y aunque pueda parecer sorprendente, algunos dueños de coches negros pueden tener que pagar más por su seguro. Debido a su menor visibilidad, los coches negros están implicados en más accidentes de tráfico. Como resultado, las compañías de seguros pueden aumentar las tarifas de los propietarios de coches negros.

Conclusión

Si bien el negro puede parecer un color elegante y sofisticado para un coche, existen varios motivos por los que deberías evitarlo. Los coches negros se calientan más, son más difíciles de mantener limpios, pueden ser menos seguros en ciertas circunstancias y, en ocasiones, pueden hacerte pagar más por el seguro. Es mejor comenzar a considerar otros colores igual de elegantes y con menos desventajas.

  • Para meditar: ¿Qué otros factores podrían influir en la elección de un color para tu coche?
  • Advertencia: Si ya tienes un coche negro, no te asustes. Simplemente tendrás que estar preparado para darle un poco más de amor y cuidado.

Leave a comment